«Papá Noel viene con levas esta navidad»

Las tradicionales cartas que recibe el PRC para dejar correr a unos y a otros no, en la Categoría Súper 2.000 nuevamente se analizó la situación de un piloto puntual y una vez más confrontó a los integrantes de la divisional para decidir si se aceptaba o no un nuevo auto. Lo curioso de todo es que esto se definió con el voto del propio involucrado.

Una verdadera «joda» es lo que se vive al interior del Patagonia Rally Club con la categoría Súper 2.000 ya que nuevamente se vio alterado o modificado el reglamento.

En una reunión citada para la categoría se volvió a tocar un tema que se rechazó con anterioridad y es el caso de la solicitud por parte del piloto Alejandro Ruiz para instalar en su máquina Mitsubishi Lancer levas de competición, que según el interesado equipararían su auto con los demás de la serie.

La responsabilidad de decidir una vez más fue entregada a los pilotos quienes se vieron enfrentados a votar la moción y el propio club desentenderse de la responsabilidad que le compete en la reglamentación técnica de campeonato. Cabe mencionar que no es la primera vez que se modifica el presente reglamento para este campeonato.

En la votación se produjo un empate tres contra tres pero fue el voto del propio involucrado (Alejandro Ruiz) el que definió a favor la moción presentada por el piloto.

Con respecto a aquello el presidente del PRC Jaime Ivelich dijo que «efectivamente se llevó a cabo una votación donde se definió que el auto Mitsubishi Lancer puede instalar levas diferentes a las que posee de fábrica».

Consultado por el desenlace de la votación que definió el propio piloto agregó que «la verdad es que no teníamos reglamentado cómo llevar adelante un proceso de esta naturaleza y claro, en definitiva fue el propio Alejandro el que definió con su voto el ingreso del aspecto tecnico en cuestión» dijo el dirigente.

Pregunta clave

Con tanto cambio de reglamento en la Categoría Súper 2.000 casi dirigidos individualmente, cómo no recordar el segundo campeonato del PRC donde se especificaba con nombre y apellido que el auto Hiunday Tiburón de Roberto Ceballos podía instalar o poseer un tecnicismo diferente a sus pares en esta misma y polémica categoría.

Así llegamos a una pregunta clave para el presidente del PRC donde se le consultó que ¿El rally al ser un deporte federado, debe la Asociación Regional Austral de Automovilismo Deportivo (Araad) autorizar estos cambios reglamentarios?

«Es una muy buena pregunta, la verdad es que nosotros no estamos afiliados a la Araad aún por que esta no funcionaba como corresponde, pero si trabajamos como comisión de rally de la asociación. No sabría que responder por ahora» sentenció el máximo timonel del Patagonia Rally Club

El afectado

Alejandro Ruiz igualmente fue contactado por Patagonia Racing y se le consultó abiertamente que le parecía que antes le negaron la solicitud y ahora que ya se corrieron dos fechas se le dice que sí.

«La verdad es que es muy raro ya que con esta nueva decisión tampoco puedo llegar a la siguiente fecha con un auto competitivo, ya que no creo me alcancen a llegar los ‘fierros’ para el Rally de Laguna Blanca, tal vez para San Gregorio con suerte, por lo pronto sólo tendré un auto para la N3 y es una ‘lata’ pero ya está. Es una pena que no me autorizarán antes por que yo quiero correr en casa». dijo el piloto del equipo Orión Rally.

Comparte en tus Redes Sociales