Todos los caminos conducen a Roma

SUBCAMPEÓN EL AÑO PASADO, ÉSTA VEZ NANI SALDRÁ AL ATAQUE DESDE EL INICIO

  • Tras la baja de Coma, es la principal baza española en el Dakar

  • «No hay que obsesionarse con Peterhansel», asegura

 

Nani Roma se encuentra ante el que puede y debe ser su gran año en el Dakar, el que le puede consagrar entre los mitos que han ganado la prueba en motos y en coches. Después de ser segundo en 2012 sólo le vale ganar en 2013. Tiene las armas, tiene la experiencia y tiene la ambición para lograrlo.

El de Folgueroles es prudente a la hora de valorar sus opciones pese a que desde muchos lados le agobien con que ya le toca vencer. «Yo nunca digo que voy a ganar porque sé lo difícil que es siempre esta carrera. Yo voy a ir para ganar, que no es lo mismo. Siempre voy con esa actitud. Hasta cuando fui con el Nissan con el que tuve tantos problemas. Luego ganar, sólo gana uno. Estoy más preparado que nunca y estoy mejor que nunca», expone sin reservas.

Sin órdenes de equipo
Nani parte con la idea de llegar hasta el final de manera diferente a la edición anterior. En 2012 empezó lento y cuando se fue entonando ya estaba lejos y la escuadra X-Raid optó por decirle que lo mejor era llegar, que tenían un doble podio casi asegurado. No fueron órdenes de equipo directas, pero sí un consejo. Este año no hay nada de nada.

nani roma
Nani Roma integra el mismo equipo con el chileno «Chaleco» López

Roma promete haber aprendido de esa experiencia. «El año pasado fui muy prudente durante la primera semana. Perdí mucho, 18 minutos, con Peterhansel. Pero en la segunda, salvo el día que me quedé atrapado en un agujero, sólo cedí dos minutos. Al final, nos relajamos. Sin embargo, sorprendí a todo el mundo, incluso a la gente del equipo de Alemania. Este año saldré más a tope», avisa.

Sin retiradas
En la llegada de Lima, después de que Peterhansel lograra su décimo triunfo en la prueba, se especuló con que el galo abandonaría la competición. El catalán era consciente de que eso no sería así, que le tocaría seguir peleando con el francés. «Yo ya sabía que no se iba a retirar. Es de los míos, como Carlos Sainz. Tiene pasión por la competición. Hemos mamado las carreras. ¿Qué haríamos sin ellas? ¿Qué haríamos en casa? ¿Meternos inyecciones de adrenalina? Lo aburrido de las carreras es cuando pasas la meta porque se ha acabado. Él mismo alimentó lo de su retirada», confiesa.

El rival amigo
El barcelonés volverá, pues, a encontrarse con su amigo Peterhansel. La competición no ha mermado una amistad de años. «Tenemos muy buena relación. Dentro de lo profesional, él me gana por goleada. Separamos lo profesional de lo personal. A veces, en la carrera, hemos tenido roces, pero eso se olvida», expone.

Hasta tiene su receta para batirlo. «Lo primero es no obsesionarte en ganarle. Si soy capaz tendré mucho ganado. En motos me obsesioné con otros pilotos y no salió bien», desvela. Incluso hasta sabe en qué es mejor que el galo y en qué peor. «En pistas tipo WRC creo que soy más rápido que él. Lo mejor que tiene él es que interpreta muy bien los días. Sabe variar hasta en una misma jornada. También tiene un súper copiloto. Llevan 15 años juntos y eso funciona. Junto con el mío y con Lucas Cruz, son los tres mejores», opina.

Tutor de Juan Barreda
Nani no sólo estará preocupado por los coches este año. Joan Barreda solicitó su auxilio para mejorar sus prestaciones con la moto de raids. Sus marcas pertenecen al grupo BMW y están patrocinados por Monster, pero su amistad es anterior. «Ya le seguía desde que empezó y vi su potencial. Me pidió que le ayudara y así lo hice. Siempre le digo que los cambios son gracias a él, no a mí», relata.

Fastidiado por Coma
Ser dakariano es una profesión. Por eso Nani comprende mejor que nadie la frustración del tricampeón Marc Coma por no poder correr. «Es una putada para él. Sé que se repondrá y tendrá muchos Dakar. Para nosotros no es como en la Fórmula 1 que te pierdes una carrera y no pasa nada. Es todo el año», sentenció.

fuente. Marca.com

Comparte en tus Redes Sociales