Vibrantes 500 millas de Indianápolis

La carrera más importante en la temporada de la Serie IndyCar quedó en poder de Ryan Hunter-Reay, nuevo ganador de las 500 Millas de Indianápolis luego de una vibrante definición por la victoria en un mano a mano con Helio Castroneves.

Ambos pilotos se repartieron el liderazgo en la parte final de la carrera, la cual contó con un periodo de bandera roja para limpiar la pista por un fuerte accidente de Towsend Bell.

En el reinicio con seis vueltas para el final, Hunter-Reay y Castroneves fueron intercambiando la punta de la competencia, pero fue el estadounidense quien realizó la movida final al recuperar la primera posición comenzando la última vuelta para terminar imponiéndose sobre Castroneves, tres veces ganador de Indy 500, por 0s060 en lo que marcó el segundo final más apretado en la historia de la clásica competencia.

Hunter-Reay, campeón de IndyCar en 2012, largó desde la 19° posición en una carrera que contó con 34 cambios por la punta entre un total de 11 pilotos.

«Es un sueño hecho realidad. Es mejor que un campeonato», dijo el ganador en sus primeras declaraciones luego de bajarse del auto del equipo de Andretti Autosport.

La tercera posición quedó en poder de Marco Andretti, mientras que los colombianos Carlos Muñoz y Juan Pablo Montoya completaron los cinco primeros en lo que fue el regreso del expiloto de NASCAR y Fórmula 1 a las 500 Millas, donde había vencido en 2000, su hasta hoy única participación.

Una gran actuación completó Kurt Busch al finalizar sexto en su debut absoluto dentro de Indy 500 y de IndyCar. Luego de la carrera, el campeón de la Copa Sprint de NASCAR en 2004 voló a Charlotte Motor Speedway para disputar la 12° fecha del año de NASCAR, prevista a 600 millas, siendo el cuarto piloto en realizar las dos carreras el mismo día.

La temporada de la Serie IndyCar continuará el próximo fin de semana en Detroit, Estados Unidos.

Comparte en tus Redes Sociales